No sólo de berries vive la araña roja. Las berenjenas, los pimientos o los cítricos, especialmente las clementinas, son otros de los muchos cultivos hortofrutícolas afectados por esta polífaga plaga.

La araña roja, en sus diferentes estadios (larva, ninfa y adulto), se alimenta de los contenidos celulares del envés de las hojas. Sus picaduras provocan una decoloración de las mismas, lo que da lugar a una reducción del proceso fotosintético y a una merma de la producción de nutrientes. En ocasiones, la planta llega a morir, con las pérdidas económicas que ello supone.

El ciclo de la araña roja es muy rápido, de una semana con temperaturas de 30 ºC y ambiente seco. Cada hembra puede poner entre 100 y 120 huevos con una frecuencia de 3-5 huevos diarios.

El uso abusivo, incorrecto o repetido de acaricidas por parte de los agricultores ha provocado que esta plaga desarrolle una alta resistencia a los mismos. Por eso, en SP Soluciones Agrícolas ofrecemos una alternativa con la que, además de controlar la araña roja en cítricos, reducimos el residuo del fruto, respondiendo a las exigencias del mercado sobre el uso de materias activas, lo que supone una ventaja competitiva.

Como en el caso de los frutos rojos, para combatir la araña roja en cítricos recomendamos el control biológico. Concretamente, Fitopak2000, un envase que contiene 2.000 individuos de Phytoseiulus persimilis, el mejor depredador de araña roja en un elevado número de cultivos, entre ellos, de mandarinas.

Todos los estadios móviles de Phytoseiulus son depredadores activos de los diferentes estadios de araña roja. Tienen una elevada capacidad de búsqueda y se desplazan rápidamente. Otra de sus ventajas es que su ciclo de vida es muy rápido, más corto que el de su presa en condiciones óptimas.

El equipo técnico de SP Soluciones Agrícolas recomienda iniciar los programas de suelta de Phytoseiulus tan pronto como se detecten los primeros síntomas de infestación en cítricos. La dosis mínima debe ser de 50 individuos por árbol y se harán varias sueltas dependiendo del desarrollo de la plaga.